Control Político, Trabajo en el Concejo, Trabajo en las localidades

LE PUSIMOS LA LUPA A LA ESTRATEGIA BOGOTÁ LOCAL

El pasado 16 de junio en la Comisión de Hacienda y Crédito Público del Concejo de Bogotá realizamos un debate de control político frente a la Estrategia Bogotá Local, creada por la Administración Distrital en 2020 con el fin de reactivar la economía de la ciudad.  Ante ello, citamos a rendir cuentas a las Secretarías Distritales de Gobierno, Desarrollo Económico y Cultura, Recreación y Deporte.

En el marco del debate, destacamos la importancia y pertinencia de esta Estrategia, porque luego de más de dos años de pandemia la ciudad registra una tasa de desempleo del 16%, sólo dos puntos porcentuales por debajo de la correspondiente a 2020. Aunado a lo anterior, realizamos un análisis cartográfico y estadístico detallado del cumplimiento de metas por localidad frente a cada uno de los programas que conformaron la Estrategia: (i) “Obras para el empleo”; (ii) “Es Trabajo Local”; (iii) “Es Microempresa Local”; (iv) “Es Cultura Local”; (v) “Es Autocuidado Local”; (vi) “Es Campesino Local” y (vii) “Es Impulso Local”.

Cuestionamos, por ejemplo, que el programa “Es Campesino Local” sólo se implementó en tres localidades de la ciudad: Usme, Sumapaz y Chapinero, excluyéndose a las otras cinco localidades que cuentan con sector rural. Advertimos también que en 2021 se presentó una reducción muy significativa en el número de jóvenes y mujeres empleadas en las microempresas que se beneficiaron del programa “Es Microempresa Local”, pues representaron menos del 10%. A su vez, hicimos un llamado de atención frente al hecho de que menos del 1% de los beneficiarios del programa “Es Trabajo Local” fueron personas con discapacidad, ya que se requiere la promoción del trabajo digno, decente e inclusivo en la ciudad.

Así mismo, criticamos con vehemencia que en el marco del programa “Es Cultura Local a la Plaza”, implementado por la Secretaría de Desarrollo Económico en 2021, se giraron incentivos económicos a artistas reconocidos como “Los Tupamaros”, “Los Rolling Ruanas”, “Superlitio”, la actriz y cantante Juliana Velásquez, así como a los actores Ernesto Benjumea y Rodrigo Candamil. En nuestro criterio, estos recursos debieron destinarse a artistas populares, cuyos ingresos se vieron sumamente afectados por la pandemia, en virtud del cierre de escenarios y la cancelación de eventos.

Seguiremos realizándole control político a la Administración con el fin de defender los intereses de los bogotanos con la convicción profunda de que el Distrito debe brindarle más y mejores oportunidades a sus ciudadanos.

Related Posts